Jueves, 23 de Noviembre de 2017 | 17:16:16
30/10/2017

Preocupa a todos los sectores el impacto de la última suba de combustibles

El aumento del gasoil tiene una incidencia del 35% en el flete de mercaderías. En la provincia, los comercios aún no trasladaron el impacto por temor a una nueva caída de las ventas. Esperan el nuevo tarifazo de luz. Quejas de trasnsportistas y el sector agropecuario por pérdida de rentabilidad.

 

El mismo día de las elecciones legislativas las principales empresas petroleras anunciaron un aumento en todos los combustibles de entre un 9% y un 12% que impactó negativamente en los costos de logística y distribución que comenzaron a trasladarse a los precios afectando el bolsillo de los consumidores y la rentabilidad de varios sectores de la economía provincial.

El director de Seguimiento de Precios de Entre Ríos, Javier Schnitman, afirmó que “si bien los resultados podrán constatarse los primeros días de noviembre, ya observamos que hubo incrementos” en varios productos de consumo masivo, debido al aumento del costo del transporte de mercaderías.

El impacto de la suba de combustibles, sin embargo, aún no se vio reflejado en todos los comercios minoristas: “Hay otros casos en los que referentes de almacenes manifestaron que ante la baja en las ventas, que es bastante notoria, van a esperar para incrementar los productos”, dijo el funcionario.

Por temor a que se agudice la retracción de las ventas, varios comerciantes esperan además el nuevo tarifazo de luz y el gas para evaluar trasladar los mayores costos al público.

El precio del gasoil no sólo incide en los precios finales que paga el consumidor. Golpea también la rentabilidad de los transportistas: “El precio del gasoil tiene una incidencia del 35% en el flete”, señaló Horacio Demarchi, presidente de la Cámara de Empresarios del Transporte Automotor de Cargas de Gualeguaychú, quien agregó que “en este último aumento perdimos un 4% de la escasa rentabilidad que tiene el sector, por lo que la salud del transporte quedó en terapia intensiva”.

El sector agropecuario es otro de los que se queja por los nuevos precios del combustible: “El encarecimiento del combustible se suma a una serie de problemas que tiene el productor debido a la baja rentabilidad en la agricultura”, afirmó Elvio Guía, presidente de la Federación Agraria de Entre Ríos. “Si se suma este aumento, la situación empeora a la hora de sacar los costos, especialmente en el cultivo de arroz donde se utiliza mucho gasoil”, subrayó antes de adelantar que más repercusiones tendrá en la cosecha de trigo que se avecina debido al movimiento importante de maquinaria agrícola y transporte que conlleva la actividad”.

 

 

Fuente: Noticiauno

COMENTARIOS

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

TENDENCIAS

+ NOTICIAS